Cargando...

Cadena de Sobornos y lavado de activos en caso Odebrecht

2017-08-03
Tras ocho meses de investigación  la Fiscalía presentó nuevos hallazgos que apuntan a que el monto de los sobornos es mayor y alcanzaría los 84 mil millones de pesos. Adicionalmente reveló nuevas capturas y nombres de involucrados. Según la entidad la pieza clave que ha permitido ampliar estas pesquisas es el exviceministro de Transporte. 
 
Aquí 
→Así se facilitó la entrega de coimas de Odebrecht                                                           →Cinco contratos Fantasma, la clave
→Nuevas imputaciones tras las investigaciones                                                                   →Cuatro senadores involucrados
 
Hsta la fecha la Fiscalía General de la Nación ha logrado establecer que el valor de las coimas entregadas  en Colombia por la firma Odebrecht (multinacional brasilera), para obtener los contratos de construcción de vías Ruta del Sol - Tramo Dos y la adición Ruta Ocaña Gamarra, podrían ascender en realidad a más de $84.000 millones de pesos colombianos. 
 
Esto, contrario a lo que inicialmente habían establecido las autoridades estadounidenses en diciembre del 2016, cuando estalló el escándalo, momento en el que se estimaba que la suma de los sobornos de la firma en Colombia alcanzaba los US$11,1 millones de dólares, alrededor de $21.550 millones de pesos de la época.
 
En ese momento los hallazgos preliminares apuntaban a que los primeros capturados por este ilícito, el exviceministro de Transporte Gabriel García Morales y a los señores Enrique y Eduardo Ghisays Manzur, habrían recibido US $6,5 millones ($12.350 millones de pesos) relacionados con la adjudicación del Contrato de Concesión de la denominada Ruta del Sol-Tramo Dos. 
 
Mientras que por el caso de la adición de la Ruta Ocaña Gamarra, los capturados Otto Nicolás Bula Bula, el ex asesor de la Agencia Nacional de Infraestructura ANI Juan Sebastián Correa Echeverri, y los señores Gustavo Urrego Contreras y César Hernández, habrían recibido sobornos por US$4,6 millones de dólares (9.200 millones de pesos).
 
Sin embargo, tras ocho meses, las investigaciones de la Fiscalía han arrojado que Odebrecht habría efectuado pagos adicionales en sobornos a los establecidos por las autoridades estadounidenses, en el caso de la Ruta Ocaña Gamarra por la suma de $34.653 millones de pesos, a través de filiales en Colombia. 
 
Adicionalmente, en la actualidad la entidad se encuentra investigando pagos que se suman a los anteriores por la suma de 27.900 millones de pesos, por medio de dos contratos simulados, uno de ellos por el valor de 11 millones de dólares. 
 
Estos tres grandes pagos: los 11 millones de dólares iniciales cancelados desde el exterior hacia Colombia, los 34.653 millones de pesos pagados en Colombia y los 27.900 millones de pesos investigados alcanzan los 84.000 millones de pesos que se estiman se destinaron en sobornos por parte de Odebrecht. 
 
 
Las autoridades señalaron que se ha logrado establecer que, entre los años 2014 y 2015, los pagos relacionados con la adición de la Ruta Ocaña Gamarra, por 34.653 millones de pesos, se hicieron a través de contratos simulados, que consistían en la prestación de servicios que “según las evidencias recaudadas no se habrían ejecutado, ni prestado”.
  
Estos sobornos se realizaron, de acuerdo con información de la Fiscalía, por medio de las sociedades colombianas ‘Concesionaria Ruta del Sol Dos (CRS2)’ y el ‘Consorcio Constructor Ruta del Sol (Consol)’, filiales de Odebrecht en Colombia. Las cuales, tras recibir el dinero lo distribuían a través de otros subcontratos o transacciones posteriores, cuyo fin era el de “hacer llegar los pagos irregulares a funcionarios públicos que presuntamente prestaron su concurso para impulsar la adición de la Ruta Ocaña – Gamarra ante la ANI, en especiales condiciones económicas”. 
 
En los elementos materiales probatorios en poder de la Fiscalía se advierte que dentro de los acuerdos para la distribución de estas coimas “se negoció un porcentaje que habría oscilado entre el 4 por ciento y 5 por ciento del valor de la obra Ocaña-Gamarra. Uno de los testimonios indica que el acuerdo para la distribución de estas sumas habría sido pactado así: 2 por ciento para Bernardo y los amigos de las comisiones de presupuesto que maneja Bernardo, un 1 por ciento para Federico Gaviria y para Otto Bula, (…) y un 1 por ciento para otros políticos que estaba manejando Federico”. 
 
Por ahora, la Fiscalía ha identificado que para realizar estos pagos irregulares adicionales por valor de $34.653 millones, “varias personas habrían prestado su concurso como intermediarios y facilitadores de estas operaciones, cobrando a su vez una comisión por esta labor, que la Fiscalía tipifica como lavado de activos, para posteriormente hacerlas llegar a sus destinatarios finales”, señaló Néstor Humberto Martínez, fiscal general de la Nación.
Según esta autoridad, ya se tienen identificados a los intermediarios que ayudaron a realizar estas operaciones y se sabe de cinco personas jurídicas que suscribieron contratos con la Concesionaria Ruta del Sol 2 y el Consorcio Constructor de la Ruta del Sol. 
 
 
La Fiscalía también ha hecho pública la forma en la que se realizaron los pagos de estas coimas en Colombia, los cuales suman 34.653 millones de pesos. Se habla, por ahora, de unos cinco grandes contratos ficticios que habrían permitido distribuir dichos sobornos y pasar desapercibidos. Todo un andamiaje criminal que facilitó una serie de delitos adicionales al de soborno como: lavado de activos, concierto para delinquir, tráfico de influencias y enriquecimiento ilícito, entre otros. Aquí el detalle de los contratos: 
 
1. Contrato por 10.062 millones
 
Este contrato supuestamente se habría realizado para la construcción de todas las obras requeridas para la calzada norte frente 2 Tramo 4, que no se ejecutaron nunca por el contratista identificado en la investigación. 
El dinero lo cobraron por medio de tres facturas y fue pagado por medio de un anticipo en febrero de 2014 y cuatro pagos posteriores efectuados entre marzo y septiembre del año 2015, según las evidencias recaudadas. 
 
2. Espurio de Banca de Inversión
 
La Fiscalía estableció que se realizó el contrato Espurio de Banca de Inversión, que pretendía la Asesoría Financiera y de Banca de Inversión relacionada con el cierre financiero de la adición de la Ruta Ocaña – Gamarra, por un valor de $9.716 millones. 
Este dinero fue cobrado por medio de cuatro facturas. La Superintendencia Financiera de Colombia se pronunció señalando que “la sociedad comisionista no concreta la existencia de ningún soporte técnico relacionado con los entregables del contrato de asesoría suscrito”. 
 
3. Contrato con sociedad Panameña 
 
Consistió en un pago efectuado a una sociedad panameña con el fin de elaborar estudios y diseños para la vía Aguaclara – Gamarra – Puerto Capulco y variantes.
 
El pago se realizó por medio de un Acuerdo de Transacción con fecha del 28 de mayo de 2015, por una suma de US$2.727.000 dólares, equivalentes a $6.981 millones de pesos. Este dinero fue cancelado, según estableció la Fiscalía, desde Colombia a través del mercado cambiario a un Banco en Panamá. 
 
Tras la transferencia de la suma al exterior, los recursos retornaron al país por conducto de una empresa colombiana para entregar los recursos. Sobre estos hechos, el señor Eduardo Zambrano, confirmó la existencia de estos movimientos de dinero en medio de un interrogatorio de la Fiscalía.
 
4. Contratos de obra con una sociedad colombiana
 
Con una sociedad colombiana se suscribieron dos contratos. El primero el 13 de marzo de 2015, cuyo objeto tenía el realizar estudios de prefactibilidad para la APP Privada Bogotá Girardot, y un segundo contrato, del 13 de marzo de 2015, para los Estudios de Prefactibilidad APP Privada Bogotá Bucaramanga.
 
Por estos contratos se facturaron $2.892 millones y $3.400 millones, respectivamente, para un total de $6.293 millones. Estas sumas de dinero se cobraron a través de 6 facturas. 
 
Adicionalmente la Fiscalía supo que posteriormente, la sociedad beneficiaria de los pagos subcontrató a una sociedad de Sahagún Córdoba, para la supuesta ejecución de 5 contratos por un valor total de $3.125 millones. 
 
De estos últimos la Fiscalía recolectó evidencia documental de la cancelación de $3.056 millones de pesos a través de 6 pagos efectuados entre marzo y abril del 2015. 
 
5. Contrato de obra adicional 
 
Se efectuó un contrato para la realización de obras en la Transversal Rio de Oro-Acuaclara Gamarra el 26 de diciembre de 2015. Por este se pagó la suma de $1.600 millones, los cuales fueron entregados al señor Federico Gaviria Velásquez. 
 
Contratos en proceso de investigación 
 
La Fiscalía avanza en la identificación de los beneficiarios finales de pagos presuntamente simulados por valor de $18.500 millones de pesos correspondientes al año 2010 y $9.400 millones correspondientes al año 2014, los cuales habrían sido pagados bajo la misma modalidad descrita de contratos simulados, cuyos destinatarios finales están por establecerse. 
 
Adicionalmente, la autoridad subrayó que todas estas evidencias que están relacionadas a estos pagos en el territorio colombiano “no corresponden a los realizados desde el exterior por el Departamento de Operaciones Estructuradas de ODEBRECHT, no están incluidos en los $11,1 millones reconocidos por la compañía ante autoridades extranjeras”. De la misma forma también aclaró que estos hallazgos han sido realizados por los investigadores de la Fiscalía General de la Nación.
 
 
Por estos hechos, la Fiscalía publicó los nombres de otras personas a quienes ya se les imputaron cargos por su participación en este esquema de pagos, entre los señalados se tiene a:
 
Eder Paolo Ferracuti
Ciudadano portugués, representante legal de la Concesionaria Ruta del Sol S.A.S. a quien se le imputarán los delitos de concierto para delinquir agravado y lavado de activos. 
 
Marcio Marangoni Marangoni
Ciudadano brasilero, funcionario del Consorcio Constructor Ruta del Sol - CONSOL, a quien se le imputarán los delitos de concierto para delinquir agravado y lavado de activos. 
 
Amilton Ideaki Sendai
Ciudadano brasilero, funcionario de la Constructora Norberto Odebrecht S.A., a quien se le imputarán los delitos de concierto para delinquir agravado y lavado de activos. 
 
Federico Gaviria Velásquez
Se le imputaron los delitos de concierto para delinquir, cohecho por dar u ofrecer, lavado de activos, tráfico de influencias de particulares y enriquecimiento ilícito de particulares. A Gaviria, que está privado de la libertad, se le allanó a los cargos de concierto para delinquir, lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares el miércoles 19 de julio. 
 
Eduardo José Zambrano Caicedo 
Representante de Consultores Unidos, a quien se le imputaron los delitos de concierto para delinquir, lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares. A Zambrano Caicedo se le acusó de enriquecimiento ilícito de particulares el pasado miércoles 19 de julio. 
 
Gustavo Adolfo Torres Forero
 
Representante legal de la Compañía Profesionales de Bolsa, capturado el 25 de julio y se le imputarán los delitos de lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares. 
 
La institución tambien citará a audiencia de formulación de cargos por su participación en estos hechos a: 
 
Mauricio Vergara Florez
Funcionario del Consorcio SION que habría contribuido para la simulación de los contratos y la entrega posterior de dineros. Se le imputarán los delitos de lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares. 
 
Gabriel Dumar Lora
También funcionario del Consorcio SION, quien habría contribuido para la simulación de los contratos y la entrega posterior de dineros. Al señor Dumar se le imputarán los delitos de lavado de activos y enriquecimiento ilícito de particulares. 
 
Basima Patricia Elias Nader
Elias Nader que habría recibido dineros con destino al Senador Bernardo ELIAS. Se le imputará el delito de lavado de activos. 
 
 
 
Además, de acuerdo con la información de la Fiscalía, se dispuso la entrega de copias de las evidencias testimoniales y documentales recaudadas, con destino a la Sala Penal de la Corte Suprema de Justicia, “para que se indague la conducta de los senadores Bernardo Miguel Elias Vidal, Musa Besaile Fayad, Plinio Olano Becerra y Antonio Guerra De La Espriella, quienes han sido mencionados como presuntos beneficiarios de estos pagos”.
 
Los testimonios recaudados señalan que se realizaron pagos a un grupo de parlamentarios vinculados a los senadores Bernardo Miguel Elias Vidal y Plino Olano Becerra, sin embargo por falta de competencia la Fiscalía no puede realizar la identificación individual por lo que las pruebas fueron trasladadas a “la Corte Suprema de Justicia para que esa sede jurisdiccional adelante la individualización de los presuntos beneficiarios de estos pagos”. 
 
También se advirtió de la presunta comisión de tráfico de influencias de los senadores Bernardo Miguel Elias Vidal y Antonio Guerra De La Espriella, y del Representante a la Cámara Ciro Rodríguez. 
 
Por ahora, la Fiscalía General de la Nación señaló que las investigaciones continuarán con el ánimo de determinar qué otras personas pudieron haber participado en este esquema de pagos irregulares, así como también beneficiarios finales adicionales.
 
Para finalizar la Fiscalía realizó una nueva imputación de cargos a Juan Sebastián Correa Echeverri de la Agencia Nacional de Infraestructura (ANI) sobre el que se conoció por medio de un testimonio que este habría recibido la suma de $100 millones de pesos. 
 
“También existe prueba documental que lo vincularía a la solicitud de un préstamo de favor por la suma de $300 millones adicionales a quienes participaron en esta operación de pagos irregulares. En consecuencia, la Fiscalía le imputará el delito de enriquecimiento ilícito de servidor público”. 
 
 
El exviceministro de transporte, Gabriel García Morales, por decisión propia, se ha convertido en el testigo principal en las investigaciones internas que se adelantan en el país, para determinar el alcance de los sobornos que realizó la firma Odebrecht (multinacional brasilera)
Así lo señaló el fiscal General de la Nación, Néstor Humberto Martínez que explicó que García Morales es hoy testigo de cargo en varias líneas investigativas, algunas de las cuales tienen que ver con el financiamiento de las campañas, “en el manejo de los activos […] adicionalmente ha ofrecido ser testigo de cargo contra otras personas en esta investigación”, señaló Martínez.
 
El aporte del exviceministro también permitió que se estableciera la participación para lavar los dineros recibidos por la firma Odebrecht por parte de los hermanos Enrique y Eduardo Ghisays Manzur, que crearon una compañía offshore para esa finalidad. 
 
“La situación de los hermanos Ghisays fue previamente acreditada, a partir del testimonio que dio el ex viceministro García y otras líneas investigativas que comprometen a más gente, con base en las imputaciones que ha venido realizando la Fiscalía”, dijo Martínez.
 
El Fiscal también aclaró que a pesar de la colaboración del exviceministro con la justicia siguen intactos los delitos por corrupción que se le imputan. “Ese preacuerdo se establece justamente para obtener más pruebas, y lo hemos logrado (en el caso del viceministro) manteniendo incólumes los delitos por corrupción que quedan intactos, que son el interés indebido en la celebración de contratos y el cohecho”, precisó.
 
Martínez Neira también destacó que la investigación de la Fiscalía por los sobornos pagados por Odebrecht, se ha desarrollado sin una sola prueba aportada por autoridades extranjeras ni por organismo de cooperación multilateral.
 
“En la medida en que no tenemos pruebas del exterior, hemos abierto las puertas para que haya algunas personas que nos beneficien con información porque fueron partícipes de estos delitos, como también es el caso del ex senador Otto Bula, quien es hoy, de lejos, el testigo que más ha dado dinamismo a las investigaciones de Odebrecht en esta segunda parte”, agregó el Fiscal. 
 
Redacción Huella Forense

Síguenos en: